En todo el mundo, se registran  alrededor de 320.000 muertes por ahogamiento cada año según la Organización Mundial de la Salud.

Solo en Oklahoma, se han reportado 43 muertes este año hasta el 25 de julio.

la Cruz Roja, informo que su preocupación es que las familias están invirtiendo en piscinas en el patio trasero mientras las clases de natación están cerradas.

Dijeron que es importante que un adulto tenga los ojos puestos en los niños nadadores en todo momento.

Poco se dice, si bien la natación es una gran actividad de verano, el agua es muy peligrosa y la gente no le da el respeto que debería.

Aunque la temporada de natación está llegando a su fin, dijo que los niños aún corren un alto riesgo.

La recomendación va en sentido de construir barreras y vallas para evitar que los niños deambulen por el agua. Sucede tan rápido  que la mayoría de las veces los padres no notan ni escuchan una caída.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here