La ciudad de Tulsa está buscando ayudar a revitalizar las tiendas cerradas con incentivos financieros. Se lograría ampliando  la elegibilidad para un programa gubernamental que ofrece hasta $ 2 millones de dolares durante 10 años. Sí se logra la empresas inmibiliarias pudieran remodelar espacios como la antigua Sears de la 21 y Yale hoy cerrada. Estos incentivos han logrado atraer a minoristas como Costco desde que se ofrecieron en 2013. Si se modifica su reglas de operación podrian contruibuir a eliminar los llamados desiertos alimentario del norte y Downtown donde sus habitantes no tienen cerca una tienda que ofresca abarrote y alimentos frescos como carnes frutas y verduras.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here